MIDI. Ese gran desconocido

thebassvalley blog logo3 - MIDI. Ese gran desconocido

 

Año 2021, han pasado 40 años desde la invención del MIDI ( Musical Instruments Digital Interface ) y continúa inmutable, con sus pros y contras, pero sigue y ahí está precisamente el mérito de un estándar que como la constitución española, clama ya a gritos por una revisión que lo adapte a los tiempos modernos. Mientras esto ocurre, nos tenemos que conformar con lo que hay, que no es poco. El hecho de ser tan antiguo no lo hace por ello conocido por todos, sigue generando problemas y en este artículo los analizamos.

 

Introducción

En los años que llevo dedicándome a la formación de música electrónica, uno de los problemas recurrentes con los que me he encontrado es la dificultad que tiene mucha gente para comprender y aplicar el estándar MIDI. 

Al principio, finales de los años 90 del siglo pasado, no había más remedio que comprender lógicamente el MIDI y todos sus protocolos para que los diferentes componentes del estudio se hablasen entre sí. 

Con la irrupción de los ordenadores más potentes y el fenómeno DAW, los problemas de interconexión de dispositivos se fueron simplificando, si querías comunicarte con un sintetizador, tan sólo tenías que insertar tu emulación virtual en una pista MIDI y mágicamente esa comunicación se producía.

Todo indicaba que los sintetizadores hardware se convertirían en dinosaurios o caballeros Jedi que apuntaban directamente a la extinción y con ellos su lenguaje de comunicación, el MIDI.

 

MIDI hoy día.

Las nuevas generaciones, que atacan la producción musical desde un entorno casi totalmente informatizado, no están familiarizados con las conexiones externas que no sean USB o Thunderbolt, por ejemplo. Pero aunque ellos no lo sepan, esa conexión USB que conecta tu teclado controlador a tu ordenador lo que realmente está haciendo es enviar datos MIDI. Al igual que el controlador que utilizas para manejar cualquier software de dj también lo que está enviando son datos MIDI.

Conforme ha ido avanzando este siglo en el que nos encontramos, aquellos dinosaurios llamados sintetizadores, cajas de ritmo, secuenciadores … han resurgido misteriosamente de su camino directo hacia la extinción y con su regreso han traído consigo antiguos lenguajes como el voltio por octava, el SYNC o el MIDI. 

Imaginad por un momento que en pleno siglo 21 se pone de moda hablar en latín o griego clásico en los ambientes más de moda, a no ser que te hayas preocupado de estudiarlo por tu cuenta, el idioma te resultará incomprensible, es normal.

Esto es lo que ocurre cuando personas que llevan un tiempo produciendo ‘in the box’, descubren un nuevo dispositivo hardware que quieren incorporar a su setup y resulta que no es tán fácil como parecía comunicarse con él, surgen los problemas, llega la frustración y el aparato nuevo regresa al exterior en forma de venta de segunda mano.

A la hora de integrar hardware del tipo que sea en nuestro estudio no tenemos más remedio que aprender lenguas clásicas, es decir MIDI.

En este vídeo te explican desde Behringer algunas cosas básicas sobre el MIDI en formato tradicional, es decir, DIN:

 

 

USB vs DIN

El estándar MIDI ha permanecido inmutable durante sus 40 años de existencia a excepción de un pequeño retoque en la forma de la conexión. El tradicional cable DIN de 5 pines ha dado paso a la conexión USB dedicada, lo que simplifica muchísimo las cosas en términos de conexión, ya que se elimina de la ecuación el enigmático IN / OUT / Thru que tantos quebraderos de cabeza da.

Si tu sintetizador, por ejemplo un Behringer Neutron se conecta vía USB a tu ordenador, el ordenador le asignará automáticamente un puerto MIDI in / out con sus 16 canales y su nombre propio. Esto te ayudará enormemente a localizar tu dispositivo en las preferencias MIDI de tu DAW para comenzar a comunicarte con él. 

En teoría, si tienes muchos sintetizadores con USB, conectas todos a tu ordenador y ya está.

Pero no es tan sencillo, el MIDI vía USB va fino, siempre y cuando haya pocos dispositivos conectados, cuando empezamos a subir el número la conexión se va volviendo más y más inestable, sobre todo en términos de reloj y sincronía. Otro motivo de frustración.

Se hace pues obligatorio retornar al antiguo estándar y al antiguo cable y al lioso in / out / thru. Volvemos a tener que hablar latín y griego.

Es en este momento cuando aquellos que vivían en la felicidad del entorno digital, comienzan a sufrir a la hora de integrar instrumentos externos en su flow creativo, con daños colaterales como son la latencia, los retrasos de reloj etc …

Haciendo labor de hemeroteca, os recomendamos dos artículos ya publicados en este blog que os pueden echar una mano a la hora de incorporar el MIDI a vuestro trabajo:

Guía de MIDI básico y Tutorial de conexión hardware

También recomendamos encarecidamente la visión de este vídeo de uno de los mejores expertos en síntesis que hay por ahí fuera:

 

Aun así, la conexión MIDI sigue en el top en las dudas que nos transmiten los alumnos e incluso en las dudas que me transmiten compañeros de profesión que están intentando usarlo en su estudio y les trae de cabeza una y otra vez.

Me pregunto si resultaría interesante para vosotros la confección de un curso online en profundidad al respecto, dada la demanda que percibo. Soy todo oídos al respecto.

MIDI FAQ’s

Para terminar, una pequeña recapitulación de soluciones rápidas a problemas pequeños:

  • El MIDI no suena, sólo envía datos
  • Por OUT enviamos datos
  • Por IN recibimos datos
  • Por thru replicamos lo que nos entra por el puerto IN.
  • Hay 16 canales MIDI por cada puerto
  • Un puerto es un conjunto de MIDI in / out / thru
  • Cuando conectamos un dispositivo vía USB creamos un puerto individual para ese dispositivo.
  • La conexión MIDI a través de USB necesita de alimentación extra para su estabilidad con lo que recomendamos HUB alimentados.
  • Si conectas más de 4 dispositivos MIDI en cadena, es decir a través de las conexiones MIDI thru comenzarás a sufrir retrasos.
  • Si tus dispositivos no tienen MIDI thru o tienes más de cuatro dispositivos que quieres conectar es imprescindible usar un interfaz MIDI multi salida o una caja de MIDI Thru.
  • Piensa bien qué es lo que quieres que haga tu dispositivo vía MIDI, no conectes por conectar. 
  • Si quieres secuenciar tu sinte desde Live atiende a la zona OUT en las preferencias MIDI de tu DAW
  • Si quieres usar un teclado controlador, atiende a la zona IN en las preferencias MIDI de tu DAW.
  • Si el MIDI no funciona es posible que el cable esté defectuoso y te estés volviendo loco conectando y desconectando.

Permanece atento nuestro Blog, para seguir al día de lo ocurre en el mercado musical y en The Bass Valley.

Deja aquí tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
ENCUENTRA TU CURSO